10 cosas maravillosas que puedes hacer a los 30 años

Historias-en-mis-30

A los 30 y tanto estamos en el peak de nuestras vidas. Una edad ideal para hacer todo aquello que hemos estado postergando por miedo. Acá van algunas ideas.

Hay una máxima que como blog abrazamos: NUNCA ES TARDE PARA NADA. Ni para armar un proyecto, ni para decir lo que uno realmente siente, ni para salir de una relación tóxica, ni para cambiar de look, ni nada. El no hacerlo, el no permitirse algo por la edad, es sólo una excusa que nos damos y le damos al mundo para no hacernos cargo de nuestra vida.

Por lo demás, como bien ya hemos dicho, los 30 años es una edad fabulosa, ya que no somos ni muy viejas ni muy jóvenes. Estamos en el peak de nuestra vida. Así que no hay ninguna excusa que podamos decir o dar para no hacer algo entretenido o que queremos hace mucho tiempo.

Acá van sólo algunas ideas para motivarte.

1-Viaja sola a un lugar que siempre has querido ir

Si cuentas con los medios para viajar sola, entonces te recomendamos que lo hagas lo antes posible y todas las veces que puedas. Viajar en sí es una experiencia maravillosa que nos entrega muchas lecciones, que nos permite conocer otras culturas, otras formas de vivir y de ver la vida y que de pasadita nos permite conocernos más. Nos entrega fuerza, decisión y nos hace entender que somos capaces de andar por el mundo sin la necesidad de ningún bastón (pareja, familia, amigo, etc). Y aunque puede salir caro, el viajar es sin duda, una de las mejores inversiones que puedes hacer en tu vida. En serio.

2-Manda todo lo que odias o te hace daño a….. (donde  quieras)

Hay gente que no vive, sino que sobrevive. Es decir, que todo lo que hace, no lo hace porque quiere o porque le apasiona, sino que por compromiso, por obligación, porque piensa que es lo correcto, porque hace feliz a los demás, porque en realidad es lo que hay etc. Suena terrible, pero hay mucha (demasiada) gente así en el mundo, por eso estamos llenos de gente depresiva, media loca, dañada y estresada.

Sucede que la palabra “estabilidad” está sobrevalorada, ¿se han fijado que siempre hablamos en positivo cuando nombramos “pareja estable”, “trabajo estable”, “relación estable”, “sueldo estable”, pero en serio amigas, ¿Qué es lo realmente estable en la vida? Nada, excepto dos certezas: que algún día nos moriremos y que todo cambia. Aún así las personas prefieren abrazar y con dientes y uñas con lo que consideran como “estable”, sin importar si son miserables, poco felices o si sueñan con algo distintos para sus vidas. Para mala suerte para estas personas, la verda es que incluso lo más estable es inestable. Ley de vida.

Vivir así es una opción, aún cuando parezca que es algo que se nos impuso. La felicidad es una decisión que  tomamos día a día. El hacer algo que nos apasiona y nos llena de alegría es una decisión personal que se debe tomar con plena  consciencia, con los pro y los contra.

Por ende, una cosa maravillosa que podrías hacer a tus 30 y tantos es tomar todo lo que te carga, que te da pena, que te deprime, que te hace, mal y mandarlo a la punta del cerro. Empezar de cero o de nuevo, no tiene nada de malo, no es un pecado, no es algo incorrecto, es algo SANO. No es porque eres INESTABLE. En realidad, lo más probable es que seas más estable que cualquier, porque tu estabilidad está directamente relacionada con tu felicidad.

Te dará miedo, te dará pena escuchar de repente a personas calificarte de loca o de INESTABLE, pero te aseguramos sin duda alguna, que así, sólo así, encontrarás sentirte feliz y tranquila, con todo los riesgos que eso implique.

3-Perdona a los que alguna vez te dañaron

Perdonar en los tiempos que corren hoy es una verdadera revolución. A veces nos aferramos al odio, resentimiento o a la tristeza por infantilismo, por inmadurez o porque creemos que así no nos volverán hacer daño. Pero a los 30 ya estamos más sabias y maduras para entender que si no perdonamos, por muy terrible que haya sido lo que nos hicieron, las únicas perjudicadas somos nosotras.

4-Construye tu vida y tu look a tu pinta

Acá no se trata de seguir cánones de belleza ni tampoco de seguir modas ni estilos de vida pretenciosos para ganar Likes o seguidores. Acá se trata de ser como una es, en bruto y de mejorar algunas cosas. Por ejemplo, siempre te has sentido media acomplejada porque sientes que estás pasadita de cuerpo, entonces come menos y haz más ejercicios. O siempre has querido ser colorina, entonces anda y tíñete. Siempre has querido darte más gustos y lujos, entonces trabaja más o consigue otro trabajo y haz que suceda.

Hay muchas personas que siempre están diciendo “quiero hacer tal cosa, pero más adelante”, o siempre están pensando en el futuro. El futuro no existe, sólo existe el presente. Las cosas no pasan como por arte de magia, nosotras podemos hacer que sucedan cosas, podemos construir nuestra vida tal como queremos. Quizás nos va a demorar un tiempo, pero lo podemos lograr con paciencia. Y esto aplica para todo, cambio de imagen, decoración en la casa, trabajo y hasta relaciones amorosas. ¿Qué? ¿Sientes que atraes a puros hombres estúpidos o que te hacen daño? Entonces, analiza bien en qué te fijas, qué te atraen de ellos por qué ellos se acercan de ti, y te aseguramos que encontrarás un par de guías que podrás usar para no pescar más  a estos sujetos.

5-Complácete sin culpas

Somos tan re culposas. Si comemos mucho, después no sentimos mal porque nos salimos de la dieta y vamos a engordar. Si tenemos mucho sexo, nos sentimos mal porque en realidad fue mucho el exceso y capaz que quedemos embarazadas. Si gastamos mucha plata, nos sentimos mal porque debimos ahorrar para nuestra vejez y ahora estamos condenadas a ser vieja pobre. Si se fijan cada culpa siempre viene de la mano de un castigo divino. ¡Cortémosla! Nadie dice que debemos hacer a cada rato cosas en exceso, pero si un día queremos llamar y ordenar un pizza familiar y comerla entera ¡QUÉ TIENE! Que hagamos estos desajustes de cuando en cuando no es pecado. La que puede, puede. Al otro día vuelves a ser más estricta con las ensaladas ¡y listo! Si quieres tener mucho sexo, anda y hazlo, con condón, obvio. Disfrutemos de las cosas ricas de la vida sin culpas.

6-Pasa más tiempo con tu familia

Tus papás no vivirán para siempre. Y a los 30, como que ya deberíamos haber pasado por la época de rebeldía o de culpar a nuestros padres por todo. Ya deberíamos entender que hicieron lo mejor posible con nosotras, que nos amaron como pudieron y que bueno, si cometieron errores es porque son humanos.

Pasa tiempo con ellos, comparte tu vida con ellos. Ríe con ellos, conócelos más desde otra perspectiva, deja que te conozcan mejor. No te arrepentirás.

7-Aprende a amar sanamente

Nunca es tarde para resetear el chip del amor en nuestra cabeza. Los 30 y tantos es una buena edad para sacar de nuestra cabeza algunas ideas equivocadas que solemos tener sobre lo que es estar en una pareja y lo que es tener una pareja. Quizás sea hora ya de crear una nueva relación con tu actual pareja o quizás con otra persona.

8-Crea tu propia empresa o negocio

Muchas veces tenemos un talento medio escondido por ahí, sabemos escribir bien, pintar, dibujar, somos buenas vendedoras, sabemos mucho de joyas, de cremas, etc etc etc etc. Todas somos muy buenas en algo específico. Una idea buena, es tomar esto y convertirlo en negocio. Hoy, volverse emprendedora, no es tan difícil como antes. Están las redes sociales, los blogs, y muchas otras plataformas online que podemos usar para darnos a conocer. Esto no significa que tengas que dejar tu trabajo ESTABLE (no olvides lo que anotamos en otro punto anterior sobre la estabilidad), puedes hacerlo de manera paralela. ¿Por qué no? Piénsalo.

9-Elige ser feliz

Deja atrás tus quejas, tu nube negra, la supuesta mala suerte que siempre has tenido en el amor. Deja atrás todo aquello que no resultó como querías. Deja de recordártelo y de martirizarte. Deja de pensar en todo lo malo que te pueda pasar si haces algo o dejas de hacer algo. Elige sonreír, elige ser feliz.

10-Ayuda a los demás

Dicen por ahí que una buena forma de potenciar tu propia felicidad es haciendo sonreír al menos a una persona todos los días. Ponerlo en práctica no es difícil y no olvides que todo lo que regales y entregues al universo, éste te lo retribuirá al doble. Pero no des por eso, da porque es rico dar, hace bien. Sé una buena persona, sin importar como hayas sido en el pasado.

 

 

Deja tu comentario!