10 cosas que haces cuando ya te acostumbraste a tu pareja

Historias-en-mis-30

La rutina puede latosa y negativa, pero también tiene una parte divertida. Acá te recordamos 10 cosas que hacemos cuando ya llevamos un buen tiempo de a dos.

Estar en pareja no es algo fácil. Hay que lidiar con las complejidades que trae consigo la vida de a dos, pero claramente también hay cosas que son positivas, maravillosas y por cierto, muy divertidas.

Una de ellas es la rutina en pareja, que claro, puede ser negativa, pero también tiene su sus ribetes que hay que saberlos tomarlos con humor. Acá van algunas cosas que hacemos las mujeres (para bien o para mal) cuando ya estamos muy cómodas en una relación de pareja.

1-Ya no te desvives por andar siempre depilada

Nadie dice que andas como un osito todos los días, pero no es como al principio de la relación en que te esmerabas en eliminar todo vello de tu cuerpo. Por el contrario, ahora andas más relajada con el tema, y más aún cuando llega el invierno.

2-Haces pipí con la puerta del baño abierta

¿Y? no es como si él ya no supiera que tienes que ir a hacer pipí de cuando en cuando. Además, si llega a pasar por ahí, no verá nada que no haya visto antes.

3-Se tiran peos en conjunto

El tema de los gases para la mujer siempre es algo sensible. Al principio intentamos de todas las formas posibles, evitar este tipo de situaciones, pero el cuerpo es el cuerpo, y no es posible pensar que no soltarás algún gas cuando él esté alguna vez en tu vida. Lo bueno, es que los hombres son bien relajados con este tema, por lo que lo más probable, es que te lo celebre y hasta te proponga tirárselos juntos.  Así es el amor.

4-En invierno andas con tu piyama de polar

Y nada ni nadie en el mundo te lo sacará cuando hace frío. Atrás quedaron los tiempos en que él sólo te veía con esos coquetos babydolls. Ya no ocultas tu frío y das por sentado que él deberá tener que entender.

5-Le cuentas sobre tu período menstrual

Incluso es posible que hasta lo mandes a comprar toallas higiénicas. Ya no hay drama ni pudor con el tema.

6-Ya no te da pudor tu aliento matutino

Ese… de dragoncito y que todos tenemos aunque algunos juren que no. Ya no sientes que tienes que pararte al baño para lavarte los dientes para poder darle tu primer beso de la mañana. ¡Se tendrá que aguantar no más!

7-Besas a tu pareja aunque esté con pulmonía

Cuando se está en una relación estable, también se olvidan otros temores o pudores como los relacionados con enfermedades contagiosas como lo pueden ser resfríos, gripes, etc. ¡Da igual! Donde uno toma remedio, siempre pueden tomar dos.

8-Le revientas los puntos negros y espinilllas

Un clásico femenino que muy pocas se atreven a confesar. Ustedes saben, ese placer culpable y extraño de reventar granos. Y mientras más grandes, mejor.

9-No tienes problema con decirle que huele mal

Al principio de la relación, puede que te haya dado lata decirle en alguna oportunidad que él no olía muy bien, pero a estas alturas, no hay drama alguno con decirlo en voz alta y con pedirle que por favor se eche agüita.

10-No te da nada verle sus ropa interior cochina

Para las que no están en pareja podrán decir que esto es simplemente asqueroso, pero la verdad es que con el tiempo, te das cuenta que esto es parte de estar en una relación.

 

Deja tu comentario!