Los hombres también aman y sufren

Historias-en-mis-30

A veces nos ponemos medias talibanas y bélicas cuando sufrimos por amor, y concluimos que ellos no sienten como nosotras y ¡nada qué ver! Acá recopilamos un par de testimonios y te pasamos el dato de una muy buena lectura para poder comprender un poco el amor desde  la perspectiva masculina.

¿Se han fijado que nosotras cuando nos toca sufrir por un amor, nos ponemos medias talibanas? Casi es como que sólo nosotras sufrimos, no nos cabe en la cabeza que ellos también sufren, lloran, comen helado.. bueno, no sé si tanto, pero los hombres también experimentan tristeza cuando una relación termina. Sólo que quizás sufren de otra forma.

Estuve preguntando por aquí y por allá a algunos amigos y según ellos mismos cuentan el asunto del dolor amoroso no es vivido tan distinto como lo vivimos nosotras.

Uno me dice “Yo lloro y me enclaustro, no me gusta salir a ninguna parte”, lo que de alguna forma, vendría a contradecir esta idea que tenemos que cuando ellos terminan una relación, se van a vivir la vida loca. Aunque, hay casos en que es así, en que se toman hasta el agua del florero y se  transforman en el alma de la fiesta eterna. Fiesta que es de sol a sol de lunes a lunes, pero NO TODOS SON ASÍ.

Otro entrevistado me asegura que parte de su ritual es escuchar música depresiva de los grupos que más le gustan. Algo así como que arma su propio playlist del desamor y que quedará en la historia, entonces cada vez que se acuerde de esa mujer que lo abandonó, traicionó o lo marco, la relacionará a esas canciones.

También está otro representante del género masculino que me comenta que en verdad él al principio se queda en casa, fuma algo de hierba, piensa un poco las cosas y de a poco, comienza a salir del mundo.

Ahora, hay que decir que es cierto, que en general, los hombres tienden a ser un poquito más prácticos que nosotras. Quizás nosotras somos más pegadas en ciertos temas, nos cuesta a veces un poquito más avanzar, claro que cuando lo hacemos, lo hacemos con paso firme, en ese aspecto ellos, tienden a tener ciertas recaídas. O sea, no es para nada fuera de lo normal encontrarse con un amigo que cuente que la embarró porque tuvo una recaída con esa ex que lo hizo sufrir tanto…

Irse a las manos

Bueno, hablando de este tema en específico es que encontré una lectura relacionada. Se trata del libro “Irse a las manos” de la editorial Forja y  que es la ópera prima de Miguel Ángel Cortés Vidal, de tan sólo 32 años, ingeniero en informática.

Este libro recopila una serie de cuentos en que ellos son los protagonistas y en que hay una constante búsqueda del amor y complicidad de una pareja.

En realidad es un libro de lectura fácil, entretenido, ameno, hay algunos cuentos un poco más interesantes que otros, de hecho a mí los que más me gustaron fueron “Medio tiempo” y “Turbulencia”.

Lo recomendamos para poder adentrarse un poco en el mundo del amor pero desde la perspectiva del hombre. Lo pueden encontrar en la Librería Antártica a un precio estimado de $8080 pesos.

 

 

Deja tu comentario!